LUCERNA

Instalación invitada por el proyecto Transefímers MED

 

La luz siempre ha sido un tema central en el ejercicio de la arquitectura.

La historia de los espacios religiosos es la historia de la lucha entre gravedad y luz.

Tenemos el espacio religioso, conocemos la gravedad, pero nos inquieta la luz.

 

Esta luz no se parece a ninguna otra.

Durante el día se transforma.

Al atardecer se sobrepone.

Y al caer la noche permanece.

 

O no tiene una dirección, o tiene un millón.

Abundante y escasa a la vez.

Es una luz diseñada y exagerada.

Está escondida o, mejor dicho, atrapada.

 

Sólo algunos curiosos llegaron a descubrirla…

Manuel Bouzas y Santiago del Aguila

PATIO DEL MONASTERIO DE LA PURÍSIMA CONCEPCIÓN VICTORIA

2021

LOS AUTORES

Bouzas. Del Aguila es un taller de arquitectura experimental ubicado en Madrid y fundado por Manuel Bouzas (Pontevedra, 1993) y Santiago del Aguila (Madrid, 1992). Su trabajo se centra en el diseño y la producción de prototipos e instalaciones temporales, explorando nuevas tecnologías de fabricación y tipologías estructurales radicales. Su obra ha sido reconocida con el Premio COAM Emergente 2020, y se ha expuesto en la XV BEAU (2021) y en la XVI Bienal de Venecia (2018).

Manuel es arquitecto graduado por la ETSAM (UPM), donde también ha colaborado como profesor asistente en el Departamento de Proyectos Arquitectónicos. Ha sido investigador visitante en el Tokyo Institute of Technology y premiado por la Fondazione Renzo Piano con el World Tour Award 2020. Su proyecto final de carrera ha recibido hasta 8 premios en distintos concursos nacionales e internacionales.

Santiago es arquitecto graduado por la Universidad San Pablo CEU, donde obtuvo el Premio Extraordinario Final de Carrera. Actualmente, reside en Londres, donde realiza el máster de Diseño y Fabricación Digital de la Bartlett School Of Architecture (University College London). Su investigación académica se centra en la economía circular y la arquitectura activa, fusionando elementos mecánicos con entornos domésticos, estableciendo una conexión metafórica con nuestra creciente huella digital. También tiene un robot en su habitación.